Consejos para reducir el cansancio primaveral

Hace poco más de un mes dio comienzo la primavera. Es una época del año bonita y muy querida por muchos/as, pero también es cierto que cuando los días comienzan a alargarse nuevamente, algunas personas se ven abrumadas por el cansancio. A continuación vamos a darte algunos consejos para reducir el cansancio primaveral.

Muchas personas se sienten inusualmente apáticas y cansadas durante esta época del año, cuando la vida al aire libre está volviendo a despertar. El fenómeno conocido como «fatiga de primavera» existe realmente. Es un reflejo del hecho de que somos parte del ciclo de la naturaleza; la falta de luz durante el invierno sumada a los cambios hormonales dejan huella.

Los cambios hormonales nos cansan

Al igual que los animales en hibernación, los humanos bajan ligeramente la temperatura de su cuerpo en invierno, y la falta de luz hace que lleven un estilo de vida más pasivo. Cuando vuelve a hacer más calor en el exterior, la temperatura del cuerpo también aumenta ligeramente y su metabolismo y equilibrio hormonal se ajustan a las nuevas condiciones de luz. Los vasos sanguíneos se dilatan y la presión arterial baja. Todos estos procesos pueden disminuir temporalmente los niveles de energía de las personas propensas a la condición. Las estimaciones sugieren que, cuando llega la primavera, casi uno de cada dos adultos primero tiene que superar esta fatiga estacional antes de recuperar sus niveles de energía habituales nuevamente. La mejor manera de evitar esta sensación de cansancio es cuidar tu dieta, asegurarte de hacer suficiente ejercicio al aire libre y, por supuesto, dormir lo suficiente.

Consejos para reducir el cansancio primaveral

Dormir lo suficiente ayuda
Mantener horas de sueño regulares puede ser útil para controlar los cambios hormonales: con el aumento de la luz del día , el cuerpo vuelve a producir más serotonina . A su vez, reduce su producción de melatonina.

Superar el cansancio con mucho ejercicio al aire libre
El ejercicio es particularmente bueno en la primavera, especialmente en las horas de la mañana. Los deportes de resistencia como trotar o montar en bicicleta estimulan la circulación del cuerpo y combaten la fatiga. Se recomiendan al menos 30 minutos de ejercicio diario. ¿Por qué no incorporar un poco más de ejercicio a tu rutina diaria y bajarte del autobús una parada antes, por ejemplo? También son muy eficaces para estimular la circulación las duchas alternas o los ejercicios matutinos.

Una dieta equilibrada y abundante agua ayuda con el cansancio primaveral
Lo que en realidad se recomienda durante todo el año puede tener un efecto especialmente positivo en primavera: beber mucha agua y optar por alimentos ligeros en lugar de comidas pesadas , especialmente frutas y verduras de temporada. Esto asegura que obtengas suficientes vitaminas, nutrientes y minerales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.